Inicio Internacionales España pone a la energía como el eje central del plan de...

España pone a la energía como el eje central del plan de recuperación pospandemia

Más de un tercio del paquete de inversión de 72.000 millones de euros estará destinado a acelerar la transición energética. La eólica y la solar fotovoltaica tendrán un rol protagónico.

España pone en marcha una inversión de 72.000 millones en los próximos tres años como parte del Plan de Recuperación anunciado por el presidente Pedro Sánchez, que busca trazar la agenda en la cual se enfocará la salida de la pandemia.

La transición energética tendrá un papel preponderante en la reactivación económica y laboral, ya que representará más del 37% de una inversión total con el apoyo de la Unión Europea para afrontar no sólo la crisis sanitaria sino también una reconstrucción productiva y económica.

Sánchez sostuvo que la recuperación “debe sostenerse en los tres pilares que nos van a permitir crecer de forma fuerte, con equilibrio y de manera sostenible: en primer lugar, la transición digital; en segundo lugar, la transición ecológica; y, en tercer lugar, la educación y la formación de nuestros estudiantes y de nuestros trabajadores”.

De esta manera, se espera que con esta inversión país genere más de 800.000 puestos de trabajo en los próximos tres años y que el PBI perciba un crecimiento de más del 2,5% en ese mismo período.

En materia estrictamente energética, dijo que tienen la ambición de acelerar ciertos objetivos estipulados en el el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC), presentado en abril pasado, y alcanzar en 2023 lo que había sido planeado para el 2025. En este plan se plantearon los objetivos de alcanzar un 42% de renovables sobre el uso final de la energía, 39,5% de mejora de la eficiencia energética y un 74% de energía renovable en la generación eléctrica. El fin último es que España sea un país neutro es carbono en 2050.

El PNIEC pronostica que para 2030 habrá una potencial total instalada de la generación eléctrica de 161 GW, de los que 50 GW provendrán de la energía eólica y 39 GW de la solar fotovoltaica. En 2019, el país instaló 2,3GW de nueva capacidad eólica y se ubicó detrás de China, Estados Unidos, Reino Unido e India, entre los países que mayor capacidad crearon. También en capacidad instalada en 2019, España se ubicó en la quinta posición entre las naciones que más desarrollaron la solar fotovoltaica con un total de 4,8 GW.

El Presidente destacó, durante una videoconferencia en Moncloa, que el gobierno apuesta a contar con 250.000 vehículos eléctricos nuevos en 2023, cifra que se elevaría a los 5 millones en 2030. En paralelo, buscarán alcanzar los 100.000 puntos de recarga.  

“Está estructurado en 10 políticas tractoras que giran en torno a las cuatro transformaciones que vertebran nuestro proyecto de país y que hemos situado desde el principio en el centro de nuestra estrategia: la transición ecológica, la digitalización, la igualdad de género y la cohesión social y territorial. Las dos primeras, la transición verde y digital, concentran la mayor parte de la inversión, con un 37% y un 30% del total respectivamente”, amplió Sánchez.