Inicio Internacionales Estallan las protestas en el mundo por la suba de precios de...

Estallan las protestas en el mundo por la suba de precios de la energía

Además de Europa, Indonesia fue partícipe de intensas movilizaciones que encienden una alarma en la Argentina por la quita de subsidios que se está llevando a cabo.

La crisis energética global está entrando en una fase de intensas movilizaciones alrededor del mundo que enciende una preocupante alarma para Argentina y su política de quita de subsidios que recién está comenzando.

Curiosamente, el foco más importante se dio en Indonesia, país que también había alcanzado un pico histórico de 34.000 millones de dólares en subsidios energéticos y acaba de decidir incrementar sus combustibles un 30% frente a una restricción presupuestaria similar a la que atraviesa la Casa Rosada.

Tras la medida, una gran parte de la población se congregó frente al Parlamento Nacional en Yakarta y la Confederación de Sindicatos exigió un aumento del salario mínimo o, de lo contrario, amenazó con una huelga general y protestas que continuarían por el resto del año.

[Impacto en Europa, Rusia cortó en forma indefinida la provisión de gas]

En tanto, en toda la Unión Europea se observa una situación parecida con precios impagables para las familias y un escenario muy preocupante hacia el futuro por el reciente corte total del gas ruso hacia Alemania, como explicó EOL.

En ese marco, desde el fin de semana se vienen registrando grandes protestas en República Checa, Alemania y Francia, países que no han logrado encontrar una solución más allá de paquetes de contención social que resultan insuficientes.

El canciller alemán Olaf Scholz, por ejemplo, anunció un desembolso de 65.000 millones de euros para amortiguar el crecimiento de una pobreza energética que ya alcanzó niveles inéditos y que promete subir aún más en los próximos meses con la llegada de las bajas temperaturas.

En el Reino Unido, el ente regulador acaba de confirmar que el promedio de tarifas pasará de 164 libras por mes a 296 y se proyecta que podrían llegar hasta 550 libras para abril del 2023. El panorama es tan dramático que programas de televisión populares como “This Morning” empezaron a ofrecer como premio el pago de facturas de energía.

[Cómo es la reforma eléctrica que diseña la UE ante la suba de precios energéticos]

Mientras tanto, el Gobierno argentino mira con atención estos fenómenos de cara a un año electoral donde no tiene margen para permitirse un estallido social, sobre todo con la delicada situación de falta de reservas.

No obstante, el acuerdo con el FMI tampoco otorga otro camino posible, ya que su cumplimiento exige una robusta baja de subsidios y el no alcanzar las metas podría derivar en una nueva corrida cambiaria imposible de frenar.

En parte por eso es que Sergio Massa decidió implementar los aumentos de tarifas de manera progresiva en tres cuotas bimestrales para ir evaluando la reacción social y tratar de corregir errores de inclusión que aparecen como inevitables cuando se observa que casi un 40% de la población pasará a pagar tarifa plena cuando la franja de altos ingresos sólo llega al 10%.